CONTACTA LOCALIZACIÓN HORARIOS CONSULTA AL FARMACEÚTICO

 

CONSEJOS

La dieta representa uno de los puntos básicos de su tratamiento.

Debe tener especial cuidado con sus contenidos y su elaboración.

Respete el número de tomas de alimento, ya que el olvido de alguna de ellas puede acarrear la aparición de hipoglucemia.

El mantenimiento de su peso corporal facilita el control de la diabetes, por lo que en caso de sobrepeso/obesidad (muy frecuente en la diabetes tipo 2) su dieta debe tener un contenido bajo en calorías. Las bebidas refrescantes suelen tener un alto contenido en azúcar, por lo que debe evitarlas; en caso de que las consuma, recuerde tomar bebidas con edulcorantes artificiales del tipo light.
Recuerde que otro elemento básico en el tratamiento de la diabetes es el ejercicio físico , mejora el control de la enfermedad reduciendo los niveles de azúcar en sangre y favorece la pérdida de peso. Planifique su ejercicio de acuerdo con su médico. Realice ejercicio a diario, de baja resistencia como correr o caminar, sin llegar al agotamiento. Antes de realizar el ejercicio aumente su dosis de hidratos de carbono, y mas en el caso de un ejercicio prolongado, para evitar las hipoglucemias. No realice nunca ejercicio cuando esté mal controlado, puede empeorar su situación.
No descuide ninguna toma de medicación en el caso de los antidiabéticos ni ninguna inyección de insulina, aunque sus niveles de glucosa sean bajos. En este caso puede disminuirse la dosis de insulina pero no dejar su administración. Siempre que estas situaciones se repitan consulte con su médico.
Realice sus propios controles de glucosa de acuerdo con las recomendaciones de su médico. Es necesario medir la glucosa antes de las comidas para calcular la dosis de insulina y después de las comidas para evaluar su efecto. Controle su glucosa en caso de notar síntomas de hipoglucemia. Realice controles rigurosos cuando tenga por costumbre conducir o trabajar en trabajos de riesgo, y antes y después de haber realizado un ejercicio físico.
Hay que prevenir la aparición de posibles lesiones en otros órganos. Revise sus pies a diario, mantenga una buena higiene e hidrátelos. Si aparece una pequeña lesión consulte con su médico.
Acuda anualmente a la consulta del oftalmólogo .
Es frecuente la asociación de hipertensión arterial y/o alteración de las grasas en sangre . No olvide que su tratamiento es muy importante en la prevención de otras complicaciones.

Volver